¿“babyboom” de los 50/70's o “babycrunch” desde los 80s? Innobasque ya ha decidido.

.

babycrunch
babycrunch

Al contrario de lo que el horrible tinglado Innobasque y el conjunto de la clase capitalista intentan grabar en la mente colectiva NO HAY UN PROBLEMA DE SUPERPOBLACION DE UNA GENERACIÓN (BABYBOOM) , SINO UN DESASTRE DEMOGRÁFICO DE TODAS LAS GENERACIONES POSTERIORES A LOS AÑOS 80’S DEL SIGLO PASADO.

Recordaré que la lucha contra el concepto de “desarrollo sostenible” en el ecologismo vasco de los años ochentas no fue un brindis al sol. Durante diez años los ecologistas y comunistas vascos insistimos en que el concepto de “desarrollo sostenible” era (y es) una falacia.

Este concepto lo difundió el avanzado reformismo capitalista del partido demócrata de los EEUU por todo el mundo a partir de sus laboratorios ideológicos obsesionados con exhornar la acumulación de capital de tipo posfordista, y ya sumergido en un auge estructural de a largo plazo en la tendencia decreciente de la tasa de ganancia media mundial.

Los reformistas del ambos lados del Atlantico se tragaron vivo el anzuelo y pasaron a hacer su seguidismo e imitación de siempre, para a continuación intentar imponerlo, como siempre, a cuantas personas y colectivos pudieran, con unos objetivos de desmovilización y conciliación muy concretos, pero en Euskal Herria opusimos a ese concepto erróneo el de “desarrollo democrático del ecosistema”. ¡Cuál no ha sido nuestra sorpresa cuando encontramos entre los acuerdos para formar un estado vasco como eje de desarrollo estratégico precisamente el de “desarrollo sostenible”!, y un silencio cobarde de los teóricos que debieron haber elevado su voz para denunciar esa estafa, agravado en alguno con posteriores presiones para achantarnos a los críticos incluso en el movimiento popular.

Sobre la base de esas renuncias, claudicaciones, entreguismos y fraudes, es donde la gentuza de Innobasque intenta colarnos la estafa de la ideología del babyboom, con unos objetivos muy concretos de reducir costos en salario diferido de la clase obrera vasca, que no podemos ni debemos admitir, aunque el silencio sindical, de los sindicatos que orgánicamente aún parecen dar signos de vida y mantener compromisos al menos en defensa del salario general de los obreros vascos, ELA, CNT y en menor medida, lamentablemente, LAB. Si ni siquiera los sindicatos con capacidad crítica reaccionan ante semejante trampa, poco se puede esperar ya de grandes organizaciones en cuanto a la oposición que vayan a hacer con relación a la implantación en nuestro país de la ideología del babyboom, completamente alienante y falacia a rebosar.

Ideologia alienante del “babyboom”, un negocio anti pago de pensiones y ocultador del babycrunch

Pues bien, resulta que la ideología del babyboom es sin ningün género de dudas un veneno de alienación rabiosamente destilado contra la clase obrera, que persigue distorsionar la historia biopolítica de la acumulación de capital en los países que hemos padecido el babycrunch, para, insisto, reducir costos en salario diferido y aumentar el margen de ganancias y la producción de plusvalía el capital vasco-español y sus socios estatales, europeos y globales, al cual, con la excusa de la cuestión nacional importantes fuerzas políticas y sociales, le están dejando hacer de todo.

Quédense en ese mainstrean del laisez faire , en su tobogan de gerontocratización quienes así lo deseen, que los comunistas vascos no vamos a torcer el brazo ante Innnobasque y preferimos estar en soledad y pasar frio a meternos en semejante titanic capitalista.

No se inmutan ni dejan de mentir ni incluso ante sus propios datos

¿Por qué no hay un problema de superpoblación de una generación que, encima, como insinúan Innobasque y el resto de los aparatos ideológico-propagandísticos del capital, querría cobrar, nada menos que sus pensiones? Veamos este cuadro de la dinámica de edades en 2011:

71859

Es muy sencillo de entender, la tasa de natalidad cayó incluso más brutalmente desde 1978 que en el estrechamiento que puede apreciarse todavía entre los nacidos en la guerra de los años 30 con relación a los nacidos en los años anteriores y posteriores. La tasa de natalidad desde 1978 hasta 1993 se derrumbó en la escala y esto mismo ocurre en todos los paises capitalistas cuando eclosiona la acumulación y la concentración de capitales sobre la reproducción social. La tasa de natalidad se repuso algo durante durante la burbuja de inicios de la década pasada, quedando siempre por debajo del índice de reproducción social y fundamentalmente por la aportación de la inmigración, que sin embargo también se derrumba, pero es que además la tasa de natalidad está volviendo a caer desde 2010, este big crunch responde a la superexplotación capitalista en el marco de la crisis estructural del capitalismo desatada desde los años 70s del siglo pasado cuyo auge desde 2007 venimos soportando.

¡Lo que hay aquí no es un babyboom sino un babycrunch del que el capital tiene que responder! Tiene que explicar dónde va la producción social que ni siquiera va a sostener la reproducción social! ¡Pero encima de no hacerlo y aprestarse a intensificar la explotación todavía más encima se ponen a difundir majaderías sobre un supuesto babyboom! Esto es lo que hay señores, y aún hay gente que da por” bueno” y “por la democracia” a semejante régimen clasista. Pero es que además, no contentos con esta hazaña desde hace cuatro han echado de sus hogares a casi medio millón de núcleos familiares, disponiendo de varios millones de viviendas vacias… pero es que, claro, tenían que defender las leyes de sus sistema, su modo de producción, su política su…

La población obrera y por ello el conjunto de la población, no solo en Euskal Herria, tambien en España, en Europa y en todos los paises con clase capitalista altamente desarrollada pero en general en todo el Hemisferio Norte del planeta, está en subreproducción social desde entonces, tanto que ya las naciones de los países capitalistas centrales son inviables, incluida Euskal Herria, pues no tienen ni siquiera reproducción social endógena, porque la reducción del salario moda, fundamentalmente, y del salario medio, hace imposible fundar proyectos personales estables y mucho menos plantearse tener hijos a las mayorias de clase obrera endógena. Comenzando por los precios de la vivienda, en propiedad o en alquiler, o los salarios descaradamente bajos, de miseria, que con la excusa de la juventud y de la temporalidad impuso el capital para poder reproducirse socialmente en el anterior periodo de 1978-2007.

¡Pero es que desde 2007 los capitalistas están agravando mucho más esa agresión fascista hacia la reproducción social destruyendo la seguridad social, la enseñanza pública, las pensiones, degradando el empleo y derrumbando el salario en todas sus formas, desde el sistema de salud hasta las mal llamadas ‘ayudas’ a los sectores más depauperados de la población, en Euskal Herria y en todo el mundo! ¡Y se ponen a hablar de un babyboom!

Que una parte de la población, – la que es capitalista o se encuentra aliada al capital – haya tenido bienestar en esa fase, no implica que la mayoría de ka población vasca haya tenido no ya bienestar sino los medios básicos de supervivencia y reproducción social. Si la nación vasca quiere ser viable tiene que expropiar a la clase capitalista los derechos de propiedad sobre todos los medios de producción estratégicos, incluido el capital dinero, que detenta, formar un estado socialista y lanzarse a construir un modelo de desarrollo democrático del ecosistema que incluya cambios drásticos, empezando por el de sacar a la población de esta gran crisis biopolítica, es decir a la clase obrera vasca, de la trampa de babycrunch en que le han metido estos hampones que, finalmente, cortan el bacalao de Innobasque.

Babyboom dicen los de Innobasque con miel en los labios, que se les llenaran de moscas, mientras señalan falsas ventajas de la situación y se quejan de que los pensionistas van a vivir mucho, con lo cual habrá tremendas dificultades para mantener sus pensiones… O sea, que no se van a contener en robar el salario general diferido, y en difundir la alienante ideología del babyboom que les viene de perlas como cobertura para cometer esas ignominias contra los pensionistas vascos, no ya tan solo los presentes, en gran parte ya empobrecidos, sino sobre todo los futuros a quienes ya están situando en las pendientes del desfiladero de la gran depauperación. Aquí cae el cuento de la gestión empresarial de la edad, o sea, la gestión de la explotación integral, y la masa de borregadas que soltaba hace un poco un fanático capitalista de Innobasque en el medio de una ensalada de disparetes melifluo-amenazantes sobre la farsa del babyboom, y de boca sellada sobre el babycrunch (1).

Va a haber resistencia y oposición a la ideología alienante del babyboom, por encima de seguidismos, tontos útiles y otros posmarxistas aborregados, y toda la masa de los replicantes ‘de izquierda’ dizque abertzale que hoy cantan loas a la internacionalización motorizada por el capital financiero, y mañana harán lo mismo con la ideología del babyboom, ¿apuestas?. La respuesta es que solo mediante una revolución socialista se podrá dar la vuelta a la depresión demográfica generada por el capitalismo y ahora en vías de universalización.

__________________________

NOTAS, ENLACES Y DOCUMENTOS:

(1) La sostenibilidad y las personas del “babyboom” (nacidas entre 1946 y 1966)

Post Comment

CAPTCHA


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.