Srs. de El Odio/La Haine, en la financiación del abortismo no está ocurriendo lo que su artículo seleccionado afirma sino todo lo contrario

Srs. de El Odio/La Haine, en la financiación del abortismo no está ocurriendo lo que su artículo seleccionado afirma sino todo lo contrario

El magazine español El Odio, también conocido como “La Haine”, lleva dos años que se sale. Primero asumió gran parte del discurso y el lenguaje del poder y el capital archiconcentrado y del Ibex 35 con las estupideces sobre “negacionistas”, “conspiranoicos” y “antivacunas” , y acompañando el putsch tiránico contra la biopolítica (política capitalista de gestión de los cuerpos) vigente, que no era precisamente el colmo de las libertades, para poner la nueva biopolítica robotizadora de las donaciones de los cuerpos, de manera obligatoria y coercitiva, a la ciencia – capitalista – para hacer experimentos con los cuerpos quizá de 40 millones de personas.

¿No es que eso es lo que dice “la ciencia” que hay que hacer? Si, la de Bill Gates (Microsoft) y la OMS, y su plan de reforma del capitalismo empezando por la nueva biopolítica en que el funcionariado pone como bio-tributos a la obligación de disponibilidad de los cuerpos de las personas, en masa, para hacer experimentos y pruebas de conceptos productivos de conocimiento para el biopoder clasista.

En el asunto de la Guerra de la oligarquía oeste-occidental y sus aliados contra Rusia los de El Odio al menos no han cipayeado, y nos damos con un canto en los dientes por ello, pero es la excepción que confirma la regla cuando vemos que seleccionan mentiras una tras otra en su sección de “anti patriarcado”, como las afirmaciones de los cipayos del partido demócrata de los EEUU fuera del partido demócrata de los EEUU respecto a la financiación del heroico movimiento pro vida estadounidense. Pero al contrario de lo que nos cuentan los Srs. de El Odio, si no te descarbonizan pues te abortan y ya está, pero El Odio dice creer que no es así, que es bueno que nos descarbonicen y nos promuevan el abortismo porque, según unos autores seleccionados por ellos, el capital estadounidense financia la prohibición del aborto:

 

 

Esto lo sueltan los reformistas profesionales Rebecca Crosby, Judd Legum y Tesnim Zekeria

Estos autores socialdemócratas, por cierto, son muy curiosos porque cuando no andan haciendo listas negras de las empresas estadounidenses que comercian con Rusia, y buscándoles la ruina, pues se dedican a hacer listas negras de empresas o secciones de empresas que hayan dedicado alguna financiación, probablemente por vergüenza, desde 2016 a 2022, al claramente heroico movimiento pro vida estadounidense.

 

El problema es que:

 

 

Es decir, en el mismo plazo de seis años en que un conjunto de empresas estadounidenses no totalmente corrompidas tenían la vergüenza torera de ayudar al heroico movimiento pro vida estadounidense con unos 2 millones ochocientos mil dolares anuales, (15 millones en conjunto desde 2016), el abortismo fue financiado con 286 millones anuales: CASI 100 VECES MÁS, y esto sin contar con lo que hayan dedicado para difundir el abortismo las pequeñas, medianas y grandes empresas tecnomalthusianas:

 

 

Esto sin mencionar ni a Kissinger, ni a Margaret Sanger, ni a la infame Fundación Rockefeller, ni al pro abortismo, ni al esterilizador tecnomalthusiano e hijo de un director de Planned Parenthood Bill Gates (Microsoft), ni a la no menos infame Fundación Ford.

Señores del Odio, ya les vale. Si ustedes son tan insolidarios con los más débiles que están a favor de respaldar el supuesto derecho de las madres a matar a sus hijos prenatales haganlo por lo menos a partir de la verdad y no ocultando que la oligarquía internacional y la mayor parte de las burguesías nacionales lo promueven activamente.

Aquí, en el estado español, el abortismo está siendo sostenido por el Ibex 35 y su sistema partitocrático, en la UE y la ONU es totalmente apoyado por el capital imperialista y supraimperialista activamente en todo el mundo, y promovido con artículos que falsean la realidad de la lucha de clase como el que los cipayos de Jacobinlat, burgueses tecnomalthusianos que introducen cobardemente el abortismo en Las Américas, publicaron reenviado del que los cipayos de la socialdemocracia supraimperialista, pero también imperialista, estadounidense, del horripilante Partido Demócrata de los EEUU.

En estos momentos milllones de mujeres trabajadoras en todo el mundo se ven abocadas a no tener  e incluso a matar a sus hijos prenatales porque sus empresas les avisan de lo que les ocurrirìa si quedaran embarazadas. Estos nazis se van de rositas, porque la socialdemocracia sindical jamás ha hecho la menor movilización para sofocar esta tendencia criminal del capital. La ley del abortismo les ampara, el estado les proteje, y las masas de carne humana así devastada constituye el suelo moral en que se mueve esta burguesía y su clase media “de izquierdas”. Los espartaquistas no vamos por ahí, y en su momento esto lo resolveremos de manera revolucionaria.

 

Post Comment